¿Quieres recibir notificaciones de nuestro sitio web?

Príncipe Carlos se niega a mantener los lujos de Meghan y Harry

Para la familia real, la decisión de la pareja fue una traición...

Tras la separación de Meghan y el principe Harry de la familia real, una serie de polémicas se han desatado junto a los cuestionamientos sobre el futuro económico de la pareja.

LEE TAMBIÉN:

La historia de Meghan Markle, la mujer que conquistó a la familia real

Meghan Markle: su biografía completa, desde su paso como actriz en Suits, pasando por su boda y su bebé con el príncipe Harry

Ambos (Meghan y Harry) recibían dinero de la reina, del principe Carlos y del heredero a la corona en lo que puede traducirse como una ‘mesada’ bastante atractiva que a partir de ahora podría desaparecer.

Harry no es el príncipe heredero, pero sí un miembro de Buckingham que se veía beneficiado por representar a la corona.

Con su decisión de abdicar, algunos allegados decidieron mostrar su enfado y acusar de ‘traición’ las acciones de la pareja. Entre ellos figura el príncipe Carlos, padre de William y Harry, quien proveía a los duques de Sussex con un 95% de sus ingresos.

Según información de fuentes cercanas a la familia, el duque de Cornualles -o sea, el principe Carlos- ha decidido retirar todo su apoyo económico a la pareja por anunciar su rompimiento con la corona sin el consentimiento de él ni de la reina Isabel ll, lo que fue una gravísima falta al honor.

¿Hubo un intento de negociación?

Pero no todo es rebeldía, pues según otras fuentes, los duques de Sussex ya habían pedido permiso a Isabel ll de separarse de la realeza desde el mes de octubre de 2019.

Por supuesto la respuesta a la abdicación fue negativa, pero después las charlas continuarían a inicios de enero, específicamente unos días antes de que la pareja anunciara su rompimiento vía Instagram.

La falta de comunicación con su familia enfureció a la corona, pues además de que todo fue precipitado, ambos (los Sussex) tenían muy bien montado el sitio web de su nueva fundación, una de las principales molestias de Carlos.

Junto a otra serie de acontecimientos, como dejar al bebé Archie al cuidado de su nana en casa de una amiga de Meghan, la realeza denominó esto como una conspiración y un golpe bajo en el estrecho vínculo familiar.

Por su parte, la reina Isabel ll solicitó apoyo al gobierno inglés para intervenir en la situación diciendo que estaba preocupada por la seguridad de su nieto y, desde su trinchera, busca la forma de que Harry obtenga seguridad real.

Además del enojo de la familia contra los Sussex, una gran mayoría del pueblo británico ha expuesto su descontento contra ellos, pues consideran que su príncipe se dejó manipular por Meghan para renunciar a la realeza y hacer tambalear uno de los orgullos británicos.

Los motivos del príncipe Carlos

La razón por la que Carlos no quiere seguir apoyando a la familia es porque los Sussex crearon una fundación de la que no siempre será posible rastrear las donaciones, y en palabras del propio duque, este “no les extendería un cheque en blanco” porque no confía si pudiera realizarse un lavado de dinero.

Con información de Quién