Maribel Guardia revela que quedó paralítica por una rara enfermedad

Maribel Guardia reveló que quedó paralítica debido a una enfermedad que padeció y algunas ocasiones en las que estuvo a punto de morir.

Si pensábamos que todo en la vida de Maribel Guardia había sido muy fácil y que no se tuvo que enfrentar a la muerte, parece que ahora nos calló a todos pues reveló que quedó paralítica y otra vez que sobrevivió, pues estuvo al borde de la muerte.

LEE TAMBIÉN:

Lucía Méndez humilla a Maribel Guardia con una foto

Lucía Méndez publicó la foto con la que humilló a Maribel Guardia como una de las mujeres más sexys a los 60 años.

A pesar de que todos la vemos como una diva inalcanzable a sus 61 años, realmente tiene toda una historia de experiencias detrás, en las que tuvo muchos problemas tanto personales como de salud y definitivamente graves, los cuales hasta pusieron en juego su vida.

Maribel Guardia quedó paralítica

Fue en una entrevista que le hicieron en Ventaneando que la actriz y cantante reveló que estuvo a punto de perder la vida, luego de que le diera una rara enfermedad como una embolia, que la dejó inválida, sin poder hablar.

Resulta que a Maribel le dijeron que podía explotarle una venita en el cerebro cuando era apenas una adolescente, lo cual afortunadamente nunca pasó y vivió para contarlo, además de que se recuperó de tras quedar paralítica.

“Una vez me dio, parece que tuviera una embolia cerebral. Me quedé paralítica y sin hablar, y la verdad nunca supe qué era. Me hicieron exámenes y me dijeron que se iba a reventar una vena en el cerebro y no sucedió, pero sí me quedé paralítica. Al final me curé, no supe ni cómo, era muy jovencita.”

Instagram

No fue la única vez que Maribel estuvo en peligro

Eso no fue todo, pues durante alguna otra entrevista, Maribel Guardia también reveló que en otra ocasión, estuvo a punto de perder la vida pues iba a morir ahogada junto a su hijo.

Contó que estaba con su hijo Julián en el mar de Acapulco, en donde los sorprendió una ola que los jaló y que hizo que tuviera que soltar a su hijo para salvarlo y dejar que nadara. Sin embargo, el pequeño Julián regresó a sus brazos por miedo.

Aunque los dos estuvieron a punto de ahogarse, Maribel Guardia cuenta que si no hubiera sido por Dios, el mar los hubiera jalado y eso hubiera terminado en una pesadilla, lo cual hizo que sintiera que volvió a nacer.

Así que Maribel Guardia se tuvo que enfrentar a grandes problemas que casi le cuestan la vida. Pobre de nuestra Maribelita y luego de esto, todavía le dicen abuelita… No, no, no. Sin duda, un ejemplo de fortaleza.

Fuente: Youtube.