Ya llegó el Licenciado Valeriano y aquí tenemos los memes con más copyright y menos cinismo

La creatividad no es un don que todo el mundo tenga, pero se intenta cuando no se tiene. Prueba de ello es el Licenciado Valeriano, que le gusta mucho su nombre y su título y, ahora, también el escudo de su despacho legal, que adornó con una L y una V que parecen muy familiares.

Y sí, lo son porque es el logo clásico de la marca de diseño de modas y textil Louis Vuitton, que es gusto de buchones y señoras de Polanco, pero ahora es el indudable escudo de Don Valeriano y su ejército de minions legales, como este que se apresura a llegar a su destino.

De repente nos damos cuenta que la banda anda bien emocionada con él, que hasta usan sus productos y los desean como si fueran frutsi de uva.

El licenciado es un prócer del estilo y la moda, porque hasta usa sus propio productos. Esa es una verdadera estrategia de marketing.

Todavía hay gente que no sabe de qué va y creen que es el responsable de la marca que lleva sus iniciales, pero la verdad es que él simplemente un creador, un imaginador, un emprendedor, no un peón.

Ahhh, prro, traes el del Lic.

Su mercancía se extiende a todos los lugares que pueda alcanzar. No hay límites para Don Valeriano y su expansión territorial.

Hay desde zapatos y cinturones hasta conjuntos completos para ir a la playita como toda una diva.

Desgraciadamente hay envidiosos sin imaginación que le quieren quitar la idea original, que obviamente es de él.

Basura legal, basura Don Valeriano. Saque sus migajas con estilo y apantalle hasta al de la basura.

Algo sumamente irónico sería que Valeriano se dedique a cuidar la propiedad intelectual; aunque tal vez sea eso lo que le hace salirse con la suya.

Como sea, lo que nosotros queremos es reunir toda su colección que se ve DI VI NA.

Hasta hay bolsitas para pasear a los lomitos que quieran experimentar una calidad de vida con sello Lic.

Conserven el piso, amigas. Una LV no las hace mejor que nosotras… bueno, la verdad sí.

Solo ofertas serias, por favor.

Este meme necesitas verlo dos veces porque sí se pasa de barriga.

Lo bueno de esta historia es que Don Valeriano ya está abriendo una nueva oficina por su gran éxito.