Este es Bao, el corto previo a Los Increíbles 2 que te derretirá el corazón

Bao: el corto de Los Increíbles 2, que te conmoverá y te pegará justo en ese corazón de hielo que tienes.

Bao: el corto de Los Increíbles 2, que te conmoverá y te pegará justo en ese corazón de hielo que tienes.

Lee también: 15 detalles que hicieron de “Coco” el nuevo clásico de Pixar

Para estas alturas, es bastante probable que ya hayas visto la secuela del largometraje de animación Los Increíbles.

Si es así, entonces seguro visto Bao, el corto animado que, en la tradición de Pixar, le precedió a la función principal.

Sí, le dijimos “función principal” a la peli que pagaste por ver, ¿y qué?

Ese corto dice mucho más de lo que crees y estamos aquí para decirte porqué. Una vez que conozcas el significado real de Bao, querrás ir a abrazar con cariño a tu madre.

El cortometraje animado fue dirigido por Domee Shi, una directora china que se inspiró en su propia vida para crear la historia que narra Bao.

En pocos minutos, nos dimos cuenta que el corto trata de una mujer que encuentra en un pequeño pan al vapor, un nuevo ser al que cuidar y querer.

Aquel Bao (pan al vapor en chino) desarrolla de manera casi milagrosa bracitos, piernitas y un rostro tierno. En pocas palabras, adquiere vida.

El corto te llevará hasta las lágrimas, ya verás (Pixar).

La historia detrás de esta extraña premisa es la del “síndrome del nido vacío” que es cuando los padres se deprimen una vez que sus hijos alcanzan la edad adulta y se van de casa, dejándolos solos y sin mucho qué hacer.

En el corto, el más largo de Pixar y el primero en ser dirigido por una mujer, la protagonista sufre este síndrome y encuentra en esa pequeña bola de pan un nuevo “hijo”.

Lo más interesante es que Bao, además de significar “pan cocido al vapor”, también significa “tesoro”, lo que le da mucho sentido al título del cortometraje que ya conmovió a miles de cinéfilos que acudieron a ver Los Increíbles 2.

En una entrevista reciente, la directora dijo que el argumento de Bao nació luego de que recordara que su madre siempre la había tratado como algo precioso, asegurándose de que siempre estuviera segura y tranquila.

En pocas palabras, durante su infancia, la directora fue el Bao de su mamá.

Esta pequeña joya de la animación en 3D habla de la depresión, del amor maternal, del abandono y del cariño incondicional que siente un ser humano por algo pequeño e indefenso.

Ahora seguro querrás volver al cine a ponerle más atención a Bao.