Pareja de youtubers regresan al hijo que adoptaron y son duramente criticados

Una pareja de YouTubers causó una fuerte polémica luego de "regresar" al niño que adoptaron por presentar autismo.

Una pareja de Youtubers ha sido blanco de críticas muy severas luego de regresar a su hijo adoptivo al orfanato luego de haber sido diagnosticado con autismo.

LEE TAMBIÉN:

¿Y La Chule? Ella es la nueva novia influencer de Luisito Comunica

Luisito Comunica, ella es su nueva novia influencer, la venezolana Arianny Tenorio según los seguidores del Youtuber.

Si hay algo más hermoso que tener un hijo, es la adopción de un pequeñito o pequeñita que nacieron en condiciones desfavorables. Esto fue lo que cruzó por la mente de una pareja de youTubers quienes decidieron adoptar a un pequeño de origen chino. Todo parecía ir viento en popa hasta que el pequeño comenzó a tener “problemas de conducta” y le fue detectado el autismo.

El pequeño Huxley, como fue que lo nombraron sus padres adoptivos Myka y James Stauffer, fue adoptado en 2017 en China antes de que diera signos sobre su condición la cual arruinó por completo los planes de Myka sobre usar a su hijo adoptivo como parte de su video blog de estilo de vida y consejos maternos con un enfoque en los niños adoptivos.

A pesar de que el vlog fue echado a andar, las cosas no salieron bien porque a las pocas semanas, el bebito comenzó a presentar los primeros indicios de su condición lo cual no le agradó a Myka puesto que ella pensaba que su maternidad adoptiva sería menos complicada en comparación a lo que vivieron con Huxley.

Para ella fue muy sencillo prescindir del pequeñito ya que después de algunas semanas de haber sido detectado el autismo, la pareja anunció que regresarían al niño al orfanato en china de donde lo adoptaron con la excusa de que después de la adopción se logró el sueño de la pareja: estaban esperando un bebé muy pronto.

A nadie en internet le gustó para nada la actitud de los Stauffer ante la enfermedad del pequeñito que adoptaron ya que muchos consideran que su adopción fue única y exclusivamente para aumentar el contador de sus followers y hacer creer al mundo que tenían una vida perfecta, con el fin de ganar dinero.

Posterior a la noticia del retorno de Huxley a su tristemente, verdadero hogar, la pareja recibió toneladas de críticas y mala vibra debido a que consideraron que los youtubers son personas sin corazón capaces de usar a un niño vulnerable para hacerse de fama y fortuna, así que perdieron tantos y más seguidores de los que ganaron con su montaje.

Afortunadamente Huxley encontró un nuevo hogar con una familia que lo adora y al enterarse Myka publicó una carta donde se disculpaba con todos por su comportamiento y su falta de humanidad.

Esperemos que este sea el único caso donde un niño adoptado es tratado como una novedad vloggera y se garanticen los derechos de los niños en su situación.

Fuente: Instagram Myka Stauffer.