Mundo cruel y triste: Vecino mata a gallo por “cantar muy temprano”

Exigen justicia por la vida de este animalitobebé.

Los gallos son conocidos por ser uno de los animalitosbebé más madrugadores del mundo, sin embargo, un vecino mata a un gallo por “cantar muy temprano” y ante esta triste noticia, sus dueños exigen justicia para Marcel, su mascota asesinada.

Aunque no existe pretexto alguno para quitarle la vida a cualquier ser vivo, un hombre decidió arrebatarle el canto a un gallo que solamente respondía a su naturaleza y cantaba al amanecer.

A través de redes sociales, su dueño Sebastien dio a conocer que su vecino le quitó el aliento a Marcel, quien no era un “gallo cualquiera”, sino su mascota y parte de su familia.

Facebook

Por ello decidió no quedarse de brazos cruzados para exigir justicia por la vida de Marcel el gallo, quien fue cruelmente asesinado por una persona que no respetó su vida, lanzando una petición para que el caso no quede impune.

En la petición se puede leer cómo ocurrió este terrible suceso, en el que se narra cómo fue invadida su propiedad para matar a este gallo:

“Una terrible tragedia golpeó a nuestra familia: nuestro huerto familiar fue saqueado con un intento de envenenamiento y nuestro pobre gallo Marcel fue masacrado con extrema crueldad, un acto de barbarie que nos conmocionó profundamente al destruir este pequeño remanso de paz que habíamos construido para nuestra familia y nuestros animales”.

Petición

Además de esto, la petición que exige justicia para el caso de Marcel el gallo, también habla sobre los derechos que tienen las aves y todos los animales del mundo para existir así como cualquier ser vivo, por lo que piden proteger sus vidas.

“Nuestras actividades rurales, nuestros animales, tienen derecho a existir y vivir en paz, respetados en sus especificidades y en su ser”.

Ahora, Sebastian y su familia ubicada en el pueblo de pueblo de Vinzieux, Francia, pide “lanzar un grito de esperanza para garantizar la defensa de los animales” y que el caso de su gallo no pase a la historia como una injusticia más sobre los derechos de los animalitosbebés.

Fuente: SDP