La tía Licha de ‘Una familia de diez’ presume su abdomen de acero en traje de baño

A sus 53 años, la actriz María Fernanda García no dudó en presumir su abdomen de acero en bikini.

No es un secreto para nadie que la tía Licha de Una familia de diez es uno de los personajes consentidos de la serie de televisión. Sin embargo, lo que sí resultó ser un secreto que por fin se reveló es el abdomen de acero que María Fernanda García ocultaba en su personaje y que ahora presumió en traje de baño.

Así como lo lees, el Internet de las cosas está que no se la cree con las últimas fotos que la actriz compartió en su Instagram porque en ellas es todo, menos la tía Licha y sí, un mujerón con una figura excepcional a sus 53 años.

Aquí ella:

Instagram: marifergarcia88

Tía Licha presume abdomen de acero en traje de baño

Fue a través de su cuenta de Instagram que María Fernanda compartió una serie de fotos de sus vacaciones por Holbox, en Quintana Roo, las cuales no tardaron en llenarse de piropos por su estilizada figura que esconde en su gran y divertido papel en Una familia de diez.

Junto a la primera de sus fotos presumiendo cuerpazo, la tía Licha escribió:

“El paraíso está en tu forma de ver la vida”.

Instagram: marifergarcia88

Sin embargo, fue una segunda imagen cargando a su perrito la que nos demostró que sí o sí, su abdomen de acero no está para cubrirlo sino para presumirlo. Junto a esa segunda fotografía escribió:

“Atardeceres en la isla más maravillosa @holboxtourism (…) #chachogarcia es muy educado, limpio y no ladra por favor no discriminen a los animales no todos son iguales”.

¡Y quién fuera Chacho García!

Instagram: marifergarcia88

Obviamente, las fotos de la tía Licha se llenaron de un montón de comentarios luego, luego, desde esos que quisieron ser el perrito…

“Como quisiera ser yo a quien tienes en tus brazos hermosa”…

Hasta aquellos que no pudieron hasta quién se sorprendió de que ella es la única e inigualable tía Licha:

“Órale se ve bonita la tía licha”.

Nosotros solo podemos decir que ojalá y diosito nos tenga consideración y si algún día llegamos a los 53 años o más, podamos tener un cuerpazo como el de la tía Licha *sigue tragándose sus papitas*.

¿Cómo la ves? ¡Bellísima! ¿A poco no?

Fuente: Las Estrellas.