Estudio demuestra que los esposos estresan más a las mujeres que los hijos

Un estudio demuestra que las mujeres casadas y con hijos suelen considerar a sus esposos una fuente de estrés.

Un estudio científico 100% real no fake demostró lo que las mujeres que sufren estrés consideran que sus esposos son quienes les ponen los pelos de punta.

LEE TAMBIÉN:

Mujeres que se maquillan y se arreglan, ganan más, según estudio

Las mujeres que se maquillan y arreglan ganan más dinero y tienen mejor sueldo, no lo digo yo, lo dice un estudio.

Si pensabas que la vida de las mujeres en la casa es sencilla, quizá es por que no has tenido la oportunidad de pasar por la hermosa experiencia que es formar una familia. Ellas lo hacen todo: trabajar, hacer labores domésticas, cuidar a los hijos, administrar la casa y todavía se dan el lujo de cuidar de sus maridos y como lo ha dicho la ONU, lo hacen sin esperar nada a cambio y con condiciones de trabajo muy pesadas.

“El cuidado de personas y de hogares en México recae principalmente en las mujeres: éstas asumen en promedio 39 horas semanales de este trabajo no remunerado. En el contexto actual, esta carga invisible se incrementa” 

Gracias a este ritmo de vida tan acelerado, no es ningún secreto que las mujeres sufren estrés a niveles altísimos que a veces las llevan a extremos que en otras situaciones no hubieran pensado. Esta situación llamó la atención de un grupo de investigadores americanos que descubrieron la verdadera razón del estrés en la mayoría de las mujeres casadas y con hijos.

Los resultados…

El resultado fue impactante ya que cerca del 46% de las mujeres que sufren estrés y fueron encuestadas, consideran a su esposo como un niño más en la casa que necesita el mismo cuidado que los hijos y que les genera un considerable 8.5 de estrés en una escala del 1 al 10.

Aún así la mayoría de las madres de familia siguen con su labor diaria en la que dan el todo día a día aunque de vez en cuando apoyarlas (sea tu mamá o tu esposa) no está demás para que puedan darse algunos tiempos para ellas mismas que tanta falta les hace después de someterse al estrés diario que les causamos.

Fuente: Radio Fórmula