Bad Bunny y su equipo son acusados de acoso y abuso de menores de edad

Chucheto, amigo y parte del equipo de Bad Bunny, fue señalado por violación y acoso de menores de edad

Bad Bunny y su equipo de trabajo fueron acusados de acoso y abuso de mujeres menores de edad después de que su amigo y trabajador, conocido como El Chucheto, fue denunciado como violador y acosador de menores de edad.

LEE TAMBIÉN:

Bad Bunny rompe el silencio y revela si es gay

Bad Bunny revela sus preferencias sexuales y si es gay en una entrevista con Los Ángeles Times.

A través de Twitter, una mujer puertorriqueña contó su experiencia con El Chucheto, también conocido por su nombre real Jesús Hernández, en la que fue violada por este sujeto, que además forma parte del equipo de Bad Bunny.

Twitter

No fue una experiencia aislada y, sobre todo, contrasta con el discurso que abiertamente ha demostrado Bad Bunny en sus más recientes lanzamientos, para los que ya no ocultó en lo más mínimo su estrategia para buscar a ciertos públicos adueñándose de sus símbolos e ideologías.

Twitter

Después de esto, personas que sufrieron de lo mismo, se sumaron y contaron sus propias experiencias.

Twitter
Twitter
Twitter

Por supuesto, las acciones de Jesús Rodríguez AKA El Chucheto, parecen ser repetidas y compartidas, por lo que no existe mucho espacio para la duda, menos para que la gente comience a juzgar sus acciones, sobre todo en el contexto que se encuentra.

Después de estas acciones, la información comenzó a girar e, incluso, se mencionó que las acciones de acoso, utilizando la fama de Bad Bunny, hacia fanáticas adultas e incluso menores de edad es algo común dentro de ese grupo de personas.

Por lo mismo, Bad Bunny salió con un comunicado, en el que aseguró que su discurso es real y no solamente una estrategia de marketing, por lo que Chucheto, al que se le ha reconocido como su mejor amigo, además parte de su equipo de managment, quedó fuera de su equipo de trabajo.

Estas fueron sus palabras:

Y remató pidiendo que por las acciones de otros no se le puede juzgar a él.

Ahora solo queda la duda que plantearon las mismas personas que extendieron la denuncia hacia él: ¿lo sabía o realmente fue una sorpresa para él también?

Con información de El Tuister