Ups, al fin se le cayó el teatrito a la macabra historia de Carlos Name 😮

Como ya nos lo imaginábamos, lo de Carlos Name parece ser una farsa, sin embargo, no teníamos mucho material para comprobarlo, hasta que un “influencer” decidió exhibirlo en redes sociales.

Paola Wise, instagramer mexicana, se puso a investigar a fondo la historia de Name y lo que encontró, lo teníamos frente a nuestros ojos, fueron puras mentiras.

Todo comenzó cuando Carlos decidió contar que su perrito Risopus fue encontrado muerto. Sin embargo, la instagramer se puso en contacto con la vecina de Carlos y ella le dijo que veía al perrito TODOS los días jugando, tanto que decidió grabarlo y publicarlo en Redes. Obvio, Carlos salió a decir que el perrito muerto no era el suyo y que Risopus seguía moviendo su colita.

Después de eso, poco a poco las mentiras salieron a relucir.

Carlos no vive en Cancún, vive en Veracruz y fue gracias a una foto suya que se descubrió.

Name en repetidas ocasiones mencionó que tenía vecinos al rededor de su casa, y que incluso lo amenazaron de muerte, pero eso tampoco era cierto:

Después compartió imágenes de un señor que se había apuñalado en su alberca y resulta que es su abuelo.

En Erizos creemos que Name tiene mucho tiempo libre y que sin duda es bueno contando historias de terror, deberían de contratarlo como guionista de Cañitas o del Erizos.