¿Quieres recibir notificaciones de nuestro sitio web?

¿Tan caro? Bárbara de Regil cobra más de medio millón de pesos por clase de ejercicio

En sus clases de cardio motivacional en grupo vas a brincar, saltar y con suerte, agarrar el cuerpazo del némesis de los tacos fritos y los vodkas.

Bárbara de Regil no nada más ya demostró ser la “odiadora” número 1 de las personas gorditas, sino que, en lugar de querer ayudarlas desinteresadamente, ahora les cobra bien caro para que puedan bajar de peso y tener un poco el cuerpazo que ella tiene.

Y es que resulta que además de servirle para tener un cuerpazo, la motiviación detrás de la vida fitness de Barbara también podría ser el dinero que se gana dando clases de ejercicio en grupo por las que no pierde un centavo, pero sí muchos kilos.

Aquí ella:

Instagram

Resulta que nuestra Shanik Berman adorada reveló en su columna para un periódico que por una de sus clases de ejercicio en grupo, en donde Barbarita grita para que entiendas que puedes dejar de ser gordo, se lleva hasta 600 mil pesos.

“A Bárbara de Regil le pagan 600 mil pesos por dar clase a 5 mil personas en un Zócalo o un auditorio”.

Es más, para que lo sepan a detalle, la querida periodista de espectáculos dice que las “ilusas fans” de Bárbara dan un “dineral” creyendo que, por tomar una de sus clases, van a tener su cuerpazo.

Shanik además dice que en realidad, la actriz protagonista de Rosario Tijeras hace hasta cuatro horas de ejercicio a diario por lo que, los que van a las clases “se amontonan y aplastan” creyendo que van a ser como ella.

Y claro, obviamente si Shanik lo dice, entonces es verdad.

Instagram

En las clases de Bárbara, el meet & greet vale, nada más y nada menos, $1,650 pesos y el boleto más económico, en la llamada zona Bronce, cuesta $350 pesos.

Sin embargo, todo indica que la acción durante la clase se pone muy buena porque no nada más es ejercicio, sino que es cardio motivacional, algo que Bárbara hace dándole palabras de apoyo a las personas, principalmente mujeres, que buscan tener su cuerpazo.

Instagram

Así que ahí lo tienen, si se animan, vayan a sus clases aunque yo, personalmente, mejor me quedaba con mi lonjita, mis tacos fritos y mis vodkitas. Después de todo, soy un obeso al que nadie quiso cuando niño.

¿Tú sí te lanzabas a la clase de Bárbara?

a) Claro, soy su fan y quiero ser como ella.

b) Pues sí está medio cara ¿no?

c) No, qué miedo de señora.