Así fue la vez que Mike Tyson encontró a su esposa con Brad Pitt

Ni la esposa de Mike Tyson logró resistirse a los encantos de Brad Pitt.

Mike Tyson es sin duda uno de los boxeadores más exitosos que ha visto el mundo aunque la vida no siempre fue tan sencilla para él pues, frente a un Brad Pitt guapísimo, alguna vez, su esposa le fue infiel con él ¡en su propia casa!

LEE TAMBIÉN:

¿La princesa Diana empujó a su madrastra malvada por las escaleras?

Princesa Diana aventó a su madrastra, Raine Spencer por las escaleras, aseguran en documental sobre la vida de la princesa.

Así como lo lees, aunque ya tiene años de esta revelación, de tanto en tanto la gente recuerda la vez que Mike Tyson encontró a su esposa con Brad Pitt y por eso, ahora te traemos esa fuerte historia.

Instagram

Todo se remonta a 2013 cuando Mike publicó su autobiografía Undisputed Truth en donde reveló la infidelidad de su ex esposa Robin Givens, con quien se casó allá por 1988.

Según sus palabras, Mike encontró a Robin con Brad un día cuando llegó sin anunciarse a su casa para echarse un “rapidín”.

Sin embargo, la sorpresa fue que Robin ya estaba con nuestro galán de galanes y no con Mike, que creía que ella era el amor de su vida.

Instagram

El descubrimiento de Mike, sorprendentemente, no trajo una ira desenfrenada porque si no, la carita de Brad Pitt ya no sería lo que es hoy. Más bien, cayó en una gran depresión tras darse cuenta de la infidelidad de su esposa.

“Yo estaba en un coma emocional. Habían tomado mi corazón y lo aplastaron, todo eso me dejó completamente abrumado. No tenía energías para pelear ni nada”.

Sin embargo, eso no fue todo. Años después, en otra entrevista, Mike contó que esa fue la primera vez que vio a Brad Pitt quien, en ese entonces no era tan famoso.

Según recordó, Brad parecía estar borracho y le explicó que él y Robin estaban ensayando un libreto. Además, le rogó para que no le pegara en la cara.

“No fue la mejor manera, pero ahí lo conocí. Y la verdad es que me pareció un tipo muy amigable. No estoy enojado con Brad, de ninguna manera. Claramente no le guardo rencor porque, si así fuese, ya no estaría vivo”.

Instagram

Robin y Mike se divorciaron en 1989, y en realidad no fue por esa infidelidad con Brad, sino por la falta de amor de su esposa y su interés en el dinero, según contó el boxeador.

Ahora eso ya es agua que lleva el río, pero sin duda, es un gran chisme, ¿apoco no?

Con información de El Imparcial.