¿Quieres recibir notificaciones de nuestro sitio web?

Estudio demuestra cómo sentirte ebrio sin consumir una gota de alcohol

Un estudio de la Universidad de California, demuestra cómo sentirse ebrio sin consumir una gota de alcohol.

Uhhh… ¿Así que chiste?

No se emocionen, ni tampoco comiencen a contar con todo ese dinero que podrían ahorrar si no gastaran en chupe, puede que al final se desilucionen.

Ya es martes y el cuerpo lo sabe (Gif: Giphy)

Estudios serios por favor.

Las investigaciones de la Universidad demuestran que probablemente, tú has estado acomodándote pedas sin alcohol desde que entraste a la edad adulta. ¿Khè? Sí, y al parecer no está tan chido como suena.

Llegando a casa en estado inconveniente (Gif: Giphy)

¡Y soyyyy alcohooool!

¿Se han dado cuenta de que sus pensamientos no se hilan tan bien cuando están cansados? bueno, eso es obvio pero esas fallas tienen un nombre. Dentro de la neurología son conocidas como lapsos neuronales selectivos y son presentados tanto en las guarapetas que te acomodas cada fin de semana, como cuando no duermes lo suficiente. Los investigadores aseguran que la fatiga causa en el cerebro efectos muy parecidos a los generados por la ebriedad, entre ellos perdida de motricidad, coordinación y cohesión en nuestros pensamientos y frases.

Así tú cuando comienzas a perder noción de las cosas (Gif: Giphy)

Numerosas pruebas realizadas en pacientes a los que se les pidió mantenerse despiertos por periodos extensos de tiempo, demostraron que el cerebro “apaga” algunas de sus funciones cuando no está descansado, esas zonas están literalmente “dormidas”, aunque uno está despierto.

No estoy peda, na más desvelada (Gif: Giphy)

Los experimentos pedían a los participantes describir imágenes que rotaban rápidamente frente a ellos. Para muchos esto fue imposible, balbuceaban y se trababan en el intento.

Así que si, de cierta forma, este bebé está pedo (Gif: Giphy)

El doctor Itzhack Fried, líder de la investigación, declaró que existe una relación directa entre este efecto “a lo pedo” con actividades que realizamos en el día a día… como conducir.

“Esto podría traducirse en cómo reaccionan los conductores desvelados ante las señales de tráfico o el movimiento de los peatones (…) La fatiga extrema ejerce una influencia en el cerebro similar a cuando se bebe demasiado. Sin embargo” no existen estándares legales o médicos para identificar a conductores cansados de la misma forma en que o hacemos con los conductores ebrios”.

Ya lo saben amigos, si no tienen dinero para el chupe, sólo desvélense durante dos días (o menos si ya no son unos shavos) y disfruten el no poder articular frases completas y babear al hablar.

Más vale pulque por conocido que vino por conocer (Gif: Giphy)

 

Con información de: IFL science