¿Quieres recibir notificaciones de nuestro sitio web?

Plátano pegado a la pared con cinta se vende en millones de pesos porque #Arte

Art Basel Miami vendió un plátano pegado a la pared de Maurizio Cattelan en 120 mil dólares por pieza

Por si andabas preocupado por tus deudas y tienes un plátano y cinta en tu casa, puedes venderlas como una pieza de arte, porque el artista Maurizio Cattelan acaba de vender uno así pegado a la pared en 120 mil y 150 mil dólares en el Art Basel Miami Beach.

Para muchos es una broma de mal gusto, pero no es otra cosa que una pieza exitosa como muchas en la vida de Maurizio Cattelan, que no había producido en alrededor de 15 años, y que ahora con solo tres plátanos y algo de cinta ya se embolsó unos 410 mil dólares en solo un día.

Así es, con una inversión de alrededor de 3 dólares ya se llevó a casa una lanota con esta obra que lleva por nombre “Comedian” y es, según la galería una pieza que:

“nos brinda una reflexión sobre cómo le asignamos valor a diferentes objetos que apreciamos. La idea de este trabajo vino a la mente del arista un año atrás. En ese momento, Cattelan estaba pensando en hacer una escultura que tuviera forma de plátano. En cada viaje, mientras pensaba en cómo realizar la escultura, pegó un plátano con cinta a la pared buscando inspiración. Hizo un sinfín de modelos y maquetas en diferentes materiales, pero finalmente se decidió a utilizar el objeto original: un plátano real”

Vaya que esta es una escultura que nos hace cuestionarnos el valor de las cosas, sobre todo si no tienes 120 mil dólares para hacer de una, pero sí traes unos 20 pesotes para comprarte un kilo de esta fruta deliciosa.

Evidentemente, el precio es ridículo y no corresponde a la realidad de un mundo que enfrenta recesión en varios países del mundo mientras el poder adquisitivo de la gente decrece.

De cualquier manera, el mensaje y la intención del autor ahí queda y está presente y los que entregaron su varo por un obra así de fugaz y absurda, no somos nosotros, que podemos entender aún más la intención del autor al haber sido compradas sus obras.

Menos mal que no colgó un aguacate, porque ahí sí estaríamos hablando de millones justificados.

Con información de Yahoo!