Revelan porqué pudo haber acabado la serie de “Los Años Maravillosos”

Una denuncia de acoso sexual pudo haber sido el catalizador del fin de la serie protagonizada por Fred Savage.

Alley Mills, la actriz de 66 años que desde 1988 interpretó a Norma Arnold, la madre de Kevin Arnold (Fred Savage) en la legendaria serie de Los Años Maravillosos, rompió el silencio sobre la razón por la que pudieron haber terminado la serie en mayo de 1993.

En una entrevista concedida al portal Yahoo News, Mills reveló que meses antes del fin de la serie Monique Long, la diseñadora de vestuario de la producción, denunció a Jason Harvey, de entonces 20 años de edad, y Fred Savage, de 16 en 1993, de acoso sexual.

No me importa que no deba hablar de esto porque ha pasado tanto tiempo y esto tiene que acabar pronto.

En su momento Long dijo que tanto Jason Harvey, actor que interpretaba a Wayne Arnold, hermano de Kevin en la serie, como Savage la molestaron física y verbalmente por varios meses, lo que le impidió trabajar correctamente.

La denuncia, cuenta Mills, ocasionó su posterior despido y el juicio que llegó después pudo haber acelerado la cancelación del programa.

A pesar de que los voceros del programa negaron la denuncia, ejecutivos de la cadena ABC tuvieron que llegar a un acuerdo extrajudicial con la parte acusadora para, dice Mills, “evitar un escándalo”.

Por su parte Mills niega rotundamente que las acusaciones de Long sean ciertas pues cree imposible que Savage, a quien considera una de las personas más nobles e inofensivas sobre la tierra, la haya acosado jamás.

La sexagenaria actriz dijo también que cuando se supo lo de la denuncia todos en la producción creyeron que se trataba de una broma, pero que luego del juicio, nadie supo a ciencia cierta qué pasaría con la serie.

Alley Mills dijo que cuando explotó el tema de la demanda la producción de la serie le prohibió a todos los actores hablar al respecto, así que por eso la actriz no habló del caso hasta 2018, año en que la serie cumplirá tres décadas de haberse estrenado en televisión estadounidense.

“Pero es (la denuncia por acoso sexual) un poco como lo que ocurre ahora. Algunas personas inocentes pueden verse envueltas en situaciones parecidas. Es un tema espinoso. Lo que la chica decía no era verdad. Ella estuvo encargada de mi vestuario, y no me importa si está oyendo esto. Sé que no debería estar contándolo, pero ya ocurrió hace mucho tiempo y debe terminar ahora,” declaró la actriz a Yahoo News.