Restaurantes chidos y no tan caros para celebrar a tu jefecita

Queda como el mejor hijo este Día de las Madres sin sacrificar tu bolsillo.

Aunque a veces hay días en los que actuamos tan mal que parece que no tenemos madre, la realidad es que si tenemos y a la mayoría le gusta llevarla a disfrutar de una rica comida para festejar el 10 de mayo.

Así que si tienes planeado rifarte la odisea de celebrar el mero 10 o esperar al fin de semana, te recomendamos estos restaurantes bonitos en los que vas a poder consentir a tu jefecita sin gastar los miles (sabemos que no eres codo, sino pobre).

El Cardenal

Este restaurante es un clásico para desayunar, en él sirven comida mexicana pero con un toque nice. Además no sólo la comida es rica, el servicio es tan chido que tienes un mesero para pan y otro para tortilla.

Existen varias sucursales pero nuestro favorito se ubica en Marconi #2 en el Centro Histórico, a unos pasos del MUNAL.

Hanal K’U

Mare ninio lleva a tu mamá a degustar antojitos yucatecos, en este lugar tendrán un buffet de 285 pesitos que incluye la clásica sopa de Lima y especialidades como el lechón, cochinita, relleno negro, sopa de chaya, entre otros.

Se ubica en Concepción Beistegui 1407 cerca del metro Eugenia.

El Nopalito

Olvídate del caos de la ciudad en este jardín que ofrece un buffet con menú vegetariano, carnitas, barbacoa, quesadillas, consomé de carnero, gusanos de maguey, o si prefieres elige un paquete para compartir que además de los alimentos incluye botella, ya saben, para levantar la copa con el pretexto de la celebración.

Los precios van de 290 a 370 pesos por persona y se ubica en Insurgentes Norte #1037

Espadas brasileñas

Por último si tu mamá es carnívora llevarla a las espadas le va a encantar, en este tipo de restaurantes sirven un buffet de deliciosos cortes de carne brasileños, además de contar con una surtida barra de ensaladas, complementos y postres.

La ventaja es que por 200 pesos sales con tremendo mal del puerco y corazón contento, como tip te recomendamos saltarte los primeros cortes para llegar a la picaña, además de probar el pan con ajo.

Nuestros locales favoritos y de precio accesible son Saudade do brasil, Fogon do Brasil y Palmeiras.