Padre obliga a su hijo a correr diario al escuela para corregirlo
Acerca | Políticas de privacidad | Términos y condiciones Conecta con nosotros

Padre obliga a su hijo a correr diario a la escuela para corregirlo

padre-obliga-hijo-correr-diario-escuela-como-castigo-bullying-escolar

El mame

Padre obliga a su hijo a correr diario a la escuela para corregirlo

Padre obliga a su hijo a correr diario a la escuela para corregirlo

Padre obliga a su hijo a correr diario a la escuela para corregirlo y hacer que abandone sus prácticas de bullying contra sus compañeros.

Bryan Thornhill es un padre de familia que se toma muy en serio eso de que sus hijos anden haciéndole bullying a sus compañeritos de la escuela.

Lee también: Foto demuestra que la “bendición” de Aislinn Derbez es igualita a su padre

Cuando se enteró que los profesores de su hijo se quejaban de su mal comportamiento y de que las autoridades escolares le habían prohibido ir en el autobús escolar por molestar a sus compañeros, Bryan no fue a quejarse amargamente a la escuela, sino que decidió darle un castigo ejemplar a su pequeño.

En el video que ves, Bryan va detrás del volante de su camioneta y a unos metros, sobre la calle, se ve al niño de diez años de edad corriendo hacia la escuela cargando con todos sus útiles bajo la lluvia.

Algunos dirán que esto se trata de abuso infantil, pero Bryan, el padre, está convencido de que esa es la mejor manera de castigar a su hijo por molestar a sus compañeros de clase.

En el material Bryan ofrece un discurso que abre con un irónico “Hola a todos, bienvenidos a ‘Mejor Escucha a tu Padre 2018’. Mi hijo se metió en problemas en el autobús escolar y por eso le prohibieron usarlo por tres días hasta que deje de ser un pequeño gandalla, cosa que yo no toleraré”.

Por ello ahora tiene que correr a la escuela. Estamos a una milla (1.6 kilómetros) de la escuela, así que toda esta semana tendrá que correr esa distancia.

Luego el padre dijo que como  esa mañana lluviosa su pequeño se había portado mal con “Michelle” (no se sabe si es su hermana o su madre), el niño tuvo que correr bajo la lluvia.

“Las buenas noticias es que el pequeño lleva un buen ritmo: seis millas por hora, más o menos,” dijo el papá ante la cámara, riendo entre palabras.

Y bueno, ¿cuál es la moraleja de todo esto?

El papá dice que para corregir a sus niños no hace falta pegarles, pero sí ser creativos y hacerlos sufrir de formas “saludables” como obligarlos a correr todos los días a la escuela.

También dice que quitarles el Xbox “para siempre” no funciona y que lo mejor para corregir a los niños es hacerles saber que sus padres los aman y que siempre estarán ahí para ellos, incluso cuando deban castigarlos.

Thornhill también cerró su video diciendo “No seas amigo de tus hijos, sé un padre. Eso es lo que los niños necesitan hoy en día”.

¿Cómo ves esta manera de meter en cintura a tus bendiciones?

Arriba