Mujer que usó pegamento industrial en el cabello logra quitárselo con una cirugía exitosa

Tessica Brown ya se había resignado a usar pelucas el resto de su vida.

La pesadilla que vivió la mujer que usó pegamento industrial en el cabello terminó gracias a una cirugía exitosa que le regresó su suave cabellera.

Tessica Brown se hizo viral luego de reemplazar su spray normal para cabello con pegamento industrial, el cual no pudo quitarse durante un mes aunque intentó de todo, sin embargo, la suerte por fin le sonrió.

Instagram: @im_d_ollady

Mujer que usó pegamento industrial por fin pudo despegarlo

La mujer logró despegar su cabello tras ser intervenida con una cirugía plástica que duró al rededor de 4 horas en Beverly Hills, la cual fue completamente gratis gracias a que el Doctor Michael Obeng le ofreció retirarlo tras conocer su caso.

Tessica Brown estuvo durante todo el procedimiento bajo anestesia y una vez que despertó lo primero que hizo fue tocarse la cabeza para sentir nuevamente su cabello libre de pegamento industrial.

“Cuando descubrí que esto era una realidad, solo puedes sentir compasión y simpatía por Tessica. El procedimiento consistirá en disolver el poliuretano, que es de lo que está hecho Gorilla Glue”, comentó el Doctor a CBS.

YouTube

Tras dar a conocer la exitosa cirugía de la mujer que se puso pegamento industrial en la cabeza, Melanie Blumental, representante de Gorila Blue, aseguró que todos estaban felices de ver que los resultados del procedimiento fueron favorables para Tessica Brown.

“Estamos contentos de que la señorita Brown haya sido tratada y esperamos que esté bien”, comentó Melanie.

La mujer que usó pegamento industrial en el cabello comentó momentos antes que ya estaba resignada a usar pelucas el resto de su vida al verse desesperada por no conseguir quitarse ni un poco del producto.

Sin embargo, esta cirugía cambió por completo su suerte y Tessica Brown podrá volver a peinarse con su cabello natural, el cual no perdió durante la cirugía y podrá seguir manteniendo como lo había hecho hasta antes de reemplazar su spray.

Fuente: New York Post