Mi mascota también se robó a mi novi@
Acerca | Políticas de privacidad | Términos y condiciones Conecta con nosotros

Mi mascota también se robó a mi [email protected]

El mame

Mi mascota también se robó a mi [email protected]

Mi mascota también se robó a mi [email protected]

Si esto no te derrite de ternura es que careces de corazón.

Queridos Erizos, esta es información que cura. Porque esta nota trae de todo: drama, comedia, celos, pasión… y perritos.

Estas fotos documentan el drama diario entre las [email protected] y las mascotas hermosas bebé que les roban a sus parejas.

En esta lucha despiadada y eterna, sólo hay un ganador claro: nuestra ternura.

Así que, sin más preámbulos, observemos estas hermosas fotos y dejemos que nuestros fríos corazones se derritan como paleta de yogurt en la mano de un niño en una combi durante el caluroso verano citadino.

Primero observen a este gatito bebé, en toda su gloria posesiva, apañándose el brazo de un afortunado caballero.

¡Qué porte! ¡Qué elegancia!

Tenemos varios casos de gatitos posesivos.

Como estas hermosuras.

¿Qué me ves?

Es mío…

También tenemos aquí algunos ejemplos que no son tan elegantes…

Como este gatito que decidió apañarse el rostro de un novio feliz para correr a toda la competencia…

O estos bebés que decidieron desparramarse para la siesta.

O este hermoso que está obsesionado con el novio de su humana.

Claro, queridos Erizos, nosotros somos una marca de pluralidad y amor. Por eso, no nos inclinamos solamente hacia los gatitos bebé sino que también les mostramos los celos de amor perrito.

Aquí está una bella imagen de un perro ligador tirando un Mauricio Garcés con la novia de un pobre humano perdedor.

Y aquí hay otro que también se está poniendo guapo.

¿Y qué tal este perrito que gruñe cada vez que se acercan a su hombre?

¿Y este otro que ve feo al usurpador?

¿O este que apenas ocupa espacio?

También hay varios perritos que, de plano, usurpan el lugar de las novias y se acomodan sabroso bajo las cobijas.

O, los que no tienen permiso de subir a la cama:

Y otros perritos más que patean…

Y abrazan

Y te ven con odio

Hay perritos que no se alejan de sus amores usurpados ni a la distancia…

Y otros que no pueden ocultar su entusiasmo por el novio de su dueña:

Al final, todo esto no es una sorpresa… porque los animalitos bebé son el amor del mundo.

Y muchas veces acaban siendo nuestra única pareja:

Porque ¿quién se puede resistir a estas miradas de amor:

Todos lo saben, no hay nada como dormir acurrucado con un perro de la pradera.

Y mostrar los trofeos de tu ternura:

Arriba