Los cacahuates japoneses son mexicanos en Japón
Acerca | Políticas de privacidad | Términos y condiciones Conecta con nosotros

Los cacahuates japoneses no son de Japón, allá los conocen como “cacahuates mexicanos”

El mame

Los cacahuates japoneses no son de Japón, allá los conocen como “cacahuates mexicanos”

Los cacahuates japoneses no son de Japón, allá los conocen como “cacahuates mexicanos”

Los japoneses no podían ser más ocurrentes y bautizaron así a nuestra creación.

Los cacahuates son la perfección hecha botana: enchilados, con pepitas, salados, con cáscara, en crema de maní, y japoneses (sobre todo los deliciosos japoneses).

Todos entendemos a qué nos referimos con “japoneses”, ¿verdad?

Cacahuate japones mexicano

Vía HEB.

Pues paren todo porque resulta que en Japón los cacahuates japoneses se llaman “mexicanos”. Abusaron de la creatividad.

Un usuario en Twitter tuvo a bien compartir una foto que destruyó nuestras convicciones sobre el país donde nace el Sol y de donde vienen los mejores mangas y animes.

En la foto aparecen un producto de la marca japonesa Takorina que tuvo a bien poner a un “mexicanito” en el empaque.

Cosa que nos recuerda a… Mr. Chispa. <3 (ok no).

Cacahuate japonés mexicano

Vía YouTube

En 2017 otro usuario de Twitter ya había compartido el trágico descubrimiento.

La gente cuenta que los cacahuates japoneses los inventó un japonés llamado Yoshigei Nakatani, inmigrante llegado a México en 1945. El chiste es que al señor se le ocurrió freír las semillas de maní o cacahuete con una pasta de harina y salsa de soya.

Nakatani empezó a vender su creación en La Merced hasta que todo el mundo quería comer más y más cacahuates. Entonces fue que en 1977 creo la marca Nipón, la primera en distribuir estas joyas de circulación nacional.

cacahuate japonés mexicano

Vía Súper en su casa

Después se dio la explosión de marcas que también empezaron a distribuir esta receta del cacahuate, por ejemplo, Nishikawa, que en su empaque tiene un dibujo fabuloso de una japonesa. Porque nosotros también tenemos clichés.

cacahuate japones mexicano

Vía Sanborns

Pero, ¿entonces el señor Nakatani hizo su invento de la inspiración divina oculta en sus ojos rasgados?

Algunos dicen que todo viene de una botana llamada mamekashi, muy popular en Kioto, y hecha a partir de una capa no uniforme de distintos ingredientes que cubre todo tipo de semillas, incluídos los cacahuates. Quienes lo han probado dicen que se parecen más a los garapiñados.

Hay unos cubiertos de Matcha.

Cacahuates japoneses mexicanos

Vía Rakuten

¿Ustedes qué creen?

1. ¿El señor Nakatani obtuvo la receta de la voz de los dioses?

2. ¿Los cacahuates japoneses van con salsa o sin salsa?

3. ¿Se dice “cacahuate” o “cacahuete”? ¿”Sismo” o “seísmo”?

Por si se preguntaban, así se veía el señor Nakatani junto a su esposa en la década de los cincuenta.

cacahuates japoneses mexicanos

Vía Looking Back.

Así que en donde sea que estén, recuerden que el cacahuate japonés es en realidad mexicano y que Japón 🌊 lo ha reconocido haciendo un homenaje en su empaque de cacahuates mexicanos.

Arriba