¿Quieres recibir notificaciones de nuestro sitio web?

Bikinazo de Michelle Obama genera polémica y divide familias

A pesar de ya no estar en la política, la ex Primera Dama de Estados Unidos sigue a quitándole el sueño a algunos.

Parece que la gente cree que las primeras damas deben seguir vistiéndose así:

Mary Todd Lincoln, esposa de Abraham Lincoln, en su vestido de fiesta, 1961 (Librería del Congreso).

¿Por qué decimos eso? Lo que pasa es que hace unos días Michelle Obama, ex Primera Dama de Estados Unidos, se fue de vacaciones a una playa de Miami y su desenfadada vestimenta enfureció a unos.

Michelle Obama y su hija en la playa (Twitter).

La esposa del ex presidente apareció en una foto con un traje de baño blanco que llevaba parcialmente cubierto con un short y una blusa del mismo color.

Al parecer, para algunos la vestimenta de Michelle fue demasiado “atrevida” y “no apta” para una ex Primera Dama que, según cierto grupo de amarrados mamones, debería vestir siempre con decoro y decencia.

¡Esto en pleno 2018!

Michelle, de 53 años de edad, fue con su hija Malia y con ellas estuvieron antiguos colaboradores de Barack, entre ellos Valerie Jarrett, ex consejera senior de la Casa Blanca y miembros del Servicio Secreto (para eso de la seguridad).

Muchos en redes criticaron que Michelle llevara gafas oscuras, una pañoleta en la cabeza y una blusa muy informal A LA PLAYA, y por ello comenzaron a despotricar en internet.

“Totalmente inapropiado para su edad y lo que ella representa,” dijo una persona.

“Su hija se ve avergonzada ¡y con razón!,” dijo otro.

Algunos se enfadaron porque el short que llevó la predecesora de Melania Trump tenía agujeritos cerca de la cadera.

En serio

Claro, hubo quienes defendieron a Michelle Obama y a su hija Malia, pero chale, ¿neta hay gente que se enfurece por este tipo de cosas?

La cosa es que la foto polarizó a mucha gente y probablemente algunas familias se separaron por sus diferentes puntos de vista.

Michelle Obama fue una de las Primeras Damas más populares de los últimas décadas y desde que su marido dejó la presidencia, la familia Obama ha gozado de una gran aceptación por parte del pueblo estadounidense.

En serio, chavos, dejen a la señora en paz. Tuvo que aguantarlos por ocho largos años y merece un descanso.