Lavar trastes a mano es muy dañino para el medio ambiente, revela estudio científico

Lavar los trases a mano es poco ecológico y contamina; es mejor echarlos a un lavavajillas, revela un estudio científico

Aunque tu mamá te quiera obligar a lavar trastes a diario, tienes que repensar este hábito de cocina, porque según un estudio científico, lavarlos a mano es muy dañino para el medio ambiente y contamina muchísimo.

Si odias lavar trastes usando las manos (¿qué es esto, la prehistoria?), aquí tenemos el pretexto ideal para dejar de hacerlo para siempre.

Resulta que se gasta mucho más agua con este método que usando un lavavajillas relativamente moderno.

Al abrir el grifo, se tiran entre 7 y 8 litros de agua ¡por minuto! mientras que un lavavajillas de unos 10 años de antigüedad ya viene preparado para ahorrar mucha más agua que eso.

Al meter tus trastes al lavavajillas con certificación Energy Star, se usan menos de 270 kWh al año y 13 litros por ciclo.

Además, los trastes sí quedan chidos (quienes tengan un lavatrastes automático no nos dejarán mentir), y ahorran tiempo y energía.

Lavar los trastes a mano dañan tus manos, es tardado, aburrido y a veces hasta asqueroso.

Eso sí, si tienes un lavavajillas de más de diez años, entonces sí debes preocuparte porque chance y estés usando mucha más agua de la que otros más modernos necesitan para dejar tus platos rechinando de limpios.

Recuerda que el agua que nos queda es poca y si sobreviviste la semana de desabasto de agua en la Ciudad de México y parte del Estado de México, entonces ya sabes que la falta de ella es horrible.

Lavar trastes a mano ahorra electricidad, ya que un lavavajillas no solo usa agua, sino que también se tiene que conectar a la corriente eléctrica, así que si no tienes uno, debes ir viendo cuál es su consumo de energía y de agua.

Si te preocupa eso de ayudar al planeta y “dejarle agua a tus hijos”, mejor ve viendo cómo usar menos agua al lavar los trastes.

Una buena solución es tener una cubeta con agua cerca en lugar de abrir y cerrar el grifo para enjabonar y enjuagar.

Con información de El País