¿Qué opinaban los cristianos fundamentalistas sobre Final Fantasy?

Aquella época en que Final Fantasy era del diablo.

Antes de la Edad de la Ilustración o la penicilina, el mundo era un lugar oscuro y aterrador. En el pensamiento colectivo de una persona medieval todo lo que le rodeada tenía un ánima, una vida interna y mágica. Además, lo que no era el mismísimo Diablo, era del Diablo (y no solo lo que se caía al suelo). Sagas épicas de fantasía, como el videojuego Final Fantasy, basan sus mundos en estas épocas donde todo era un peligro incomprensible y fantástico. En contraste, muchos religiosos fundamentalistas aún viven EN ese mundo.

 

¿Qué pasa cuando mezclas ambos?

Comedia pura. Recientemente nos encontramos un video grabado en la década de los 80 donde un fundamentalista cristiano lanza una advertencia muy clara: nuestros niños están siendo sistemáticamente expuestos a un “otro” evangelio. Y no, no se refería al capitalismo rampante del neoliberalismo, sino a las artes de lo oculto.

 

El video empieza con un recordatorio que Dungeons & Dragons es un peligro para la juventud. Sin embargo, la corrupción de los niños ya se expandió a otros medios (como el rock’n roll). El presentador entonces hace un pequeño repaso sobre los elementos polémicos de tres videojuegos, entre ellos, Final Fantasy.

 

¿Cuál es el problema de Final Fantasy y los otros juegos?

La magia. No importa que fuera blanca, la idea de que haya una fuerza inherente a la Naturaleza que podemos canalizar y emplear a nuestra propia discreción sin necesidad de un código moral divino de por medio. ¡ENSEÑANZAS DE LO OCULTO! Las mismas herejías planteadas por Star Wars y E.T., recalca el presentador. Suspiro.

 

 

Así que ya saben, chicos y grandes, no canalicen su fuerza interna, es del diablo.

 

Por cierto, ¿acaso no murieron de nostalgia ver instructivos de videojuegos, cuando aún existían y tenían decenas y decenas de páginas?