Madre aleja a oso invasor a gritos y se viraliza
Acerca | Políticas de privacidad | Términos y condiciones Conecta con nosotros

Video: ¿Quién puede más, un oso invasor o una mamá gritona?

video-madre-repele-incursion-oso-gritos-facebook

El mame

Video: ¿Quién puede más, un oso invasor o una mamá gritona?

La madre ahuyentó al oso con el poder de su furia materna (Facebook).

Video: ¿Quién puede más, un oso invasor o una mamá gritona?

¿Quién puede más, un oso invasor o una mamá gritona? Descúbrelo en este video que demuestra quién es el verdadero amo de la naturaleza.

¿Quién puede más, un oso invasor o una mamá gritona? Descúbrelo en este video que demuestra quién es el verdadero amo de la naturaleza.

¿Es este el gato de Hulk o qué pedo? El felino más musculoso del mundo

Pocas veces somos testigos del poder destructivo sin parangón de las madres.

En un duelo frente a frente entre un oso y una mamá dispuesta a defender a sus hijos con uñas y dientes, esto fue lo que pasó:

Resulta que este enfrentamiento épico entre dos titanes de la naturaleza, se dio justo cuando una joven madre estaba por sacar a su perro a pasear, cuando descubrió que un oso había invadido su territorio.

Enfadada, la mujer se plantó bien firme sobre sus pies, infló los pulmones y, con su voz de madre, le gritó al oso “¡No!”.

“Mi voz de mamá realmente funcionó! Solo desearía que funcionara así con mis hijos”, escribió la orgullosa madre en su perfil de Facebook.

¿Qué fue del oso?

No, no reaccionó como la osa en El Renacido, sino que se acobardó y se retiró con la colita entre las patas para no volver jamás a molestar a una joven madre capaz de hacer temblar a los mismísimos dioses con su aguardentosa voz de mamá.

En cuestión de días, el video que deja ver el resultado de este choque de trenes, acumuló cientos de shares y likes, así como miles de vistas de personas que no dieron crédito a lo que vieron.

Y es que alejar a un enorme oso con el poder de tus gritos no es cualquier cosa y muy pocas personas sobre la faz de la Tierra pueden lograr algo así.

Sin duda, la proeza de esta madre pasará a los libros de historia como “la vez que una humana se antepuso al poder destructivo de la naturaleza y le prohibió el paso a su casa con solo su voz”.

Arriba