Acerca | Políticas de privacidad | Términos y condiciones Conecta con nosotros

ERIZOS

El placer de exprimir granitos llega ahora en forma de ¿pastel?

Ya puedes sentir en un pastel el placer de exprimir granitos

El mame

El placer de exprimir granitos llega ahora en forma de ¿pastel?

El placer de exprimir granitos llega ahora en forma de ¿pastel?

¡Guácala qué rico!

Adrenalina, obsesión, alivio y placer al grado de un orgasmo es lo que sienten millones de personas que, aunque les causa asco, no pueden dejar de ver cómo revientan granitos o puntos negros.

YouTube está plagado de estos videos y existen celebridades como la doctora Pimple Popper, que es una experta en la materia.

Esta moda de Internet que ahora ha tomado un nuevo nivel: la repostería.

Este gusto culposo, que genera exprimir obstrucciones de grasa del cuerpo de otra persona, ahora lo puedes disfrutar hasta en el postre.

Hace unos meses, los cupcakes de grano eran una sensación.

Ahora puedes tener no solo un cupcake sino ¡todo un pastel! Una tienda en Malasia  está ofreciendo este pastel con forma de un rostros lleno de acné. Hay variedad en un solo pastel: puntos rojos, puntos negros y asquerosos volcancitos puntos blancos.

Probablemente creerías que que nadie se comería algo así de asqueroso, estás equivocado. Los encargados de The Cakescape contaron a Mashable que el año pasado vendieron casi 20 pasteles y que cada vez aumentan más los pedidos.

Este pastel es perfecto para aquellos que aman exprimir granitos o sorprender y asquear al cumpleañero.

Los cupcakes que también fueron virales son los de Blessed by Baking, con los que puedes disfrutar el placer de presionar un asqueroso punto blanco.

Este suculento platillo se inspiró en los videos que sube la dermatóloga Sandra Lee, mejor conocida en las redes sociales como Dr. Pimple Popper (en español algo así como la Doctora Explota Granos).

Los muffins están caramelizados en la parte superior y adentro tienen una crema pastelera que simula la grasa y debemos decir que lo hace una forma muuuuy realista.

 

Vía  Mashable

Arriba