Acerca | Políticas de privacidad | Términos y condiciones Conecta con nosotros

ERIZOS

¿Podría la Estrella de la Muerte destruir un planeta?

El diseño interior de la Estrella de la Muerte de Star Wars

Geekipedia

¿Podría la Estrella de la Muerte destruir un planeta?

¿Podría la Estrella de la Muerte destruir un planeta?

Spoiler alert: la ciencia ficción siempre son los problemas de nuestro mundo.

La respuesta más corta es: sí. La Estrella de la Muerte es un objeto de ficción creado en la imaginación y puede hacer lo que tus sueños se propongan. Claro, nadie sería feliz con esta respuesta porque no nos permitiría ñoñear a gusto. ¿De qué sirve la ciencia ficción si no la vamos a analizar como si fueran los genuinos problemas de nuestro mundo?

 

Es una estrella, pero también es de la muerte

No se requiere ser un fan intenso de Star Wars para saber que la Estrella de la Muerte es una base militar colosal del tamaño de un satélite natural. Pero más que ser un centro de operaciones móvil, era el arma de destrucción masiva más masiva que había visto la galaxia en su momento. Bueno, hasta que fue destruida por un par de torpedos de protones. Pum.

 

Sin embargo, antes de convertirse en el fracaso más caro del Imperio Galáctico, tuvo sus usos. Por ejemplo, usar su superláser para destruir el planeta Alderaan. Hogar de la monarquía Organa,, Alderaan era un planeta muy parecido a la Tierra en tamaño y composición.

 

Suponiendo que queremos destruir nuestro bonito planeta de golpe –y acabar con nuestra miseria de una vez por todas–, ¿cómo le haría una Estrella de la Muerte para lograrlo?

Hay por lo menos dos opciones relativamente imaginables: o que el superláser realmente sea MUY súper, o que sea un rayo de positrones (a.k.a. antimateria).

 

La energía necesaria para volar la Tierra en millones de pedazos acelerándose violentamente en contra de su propia gravedad hacia la infinidad del espacio es de 2,000,000,000,000,000,000,000,000,000 J. La J es de joule, por cierto, unidad que mide trabajo. Para que se den una mejorcita idea, un J es la energía que se requiere para aventar una manzana pequeña un metro hacia arriba. Dicho en números pequeños, se necesitaría 5.2 veces la energía que produce nuestro Sol.

 

Conceder que el reactor de hipermateria de la Estrella de la Muerte podría generar la misma energía que nuestra estrella en casi una semana no es tan complicado. Lo que es más difícil de conceder es la idea de que el superláser taladraría la superficie del planeta para golpear su núcleo y hacerlo explotar. Además se necesitaría AÚN MÁS energía para contener la energía generada para que esta no destruya a la misma Estrella de la Muerte. Pff, qué difícil es ser una dictadura espacial.

 

Entonces, ¿qué opción queda? ¡Antimateria!

La Estrella de la Muerte podría ahorrarse muchísima (¡pero muchísima!) energía si su superláser fuera de positrones. El positrón es una partícula de antimateria. La antimateria es lo mismo que la materia, pero sus partículas tienen cargas eléctricas opuestas. Es decir, si un electrón tiene una carga negativa, su contraparte la tiene positiva (de ahí el nombre positrón).

 

¿Y cuál es la magia de la antimateria? Cuando una partícula de materia y antimateria se topan, se destruyen mutuamente. En el proceso liberan muchísima energía. Mhhhh, energía. Con una fracción de la masa de la Tierra en antimateria, podría dispararse una reacción en cadena que termine con nuestros sueños y esperanzas para siempre.

 

Pero no se preocupen, aún falta rato para que lo logremos. Actualmente solo hemos conseguido crear unos cuantos nanogramos de antimateria. Es decir, una cosita de nada; ni siquiera suficiente para volar un trozo de popó. Es más, ni siquiera hemos podido conservar antimateria por más de 15 minutos.

 

¿Quién diría? Tus sueños como la antimateria: escasos y breves.

 

 

 

Vía Seeker

Arriba