Acerca | Políticas de privacidad | Términos y condiciones Conecta con nosotros

ERIZOS

Aparentemente, PlayStation VR llegará a los arcades japoneses

Los visores de realidad virtual de Sony, PlayStation VR

Geekipedia

Aparentemente, PlayStation VR llegará a los arcades japoneses

Aparentemente, PlayStation VR llegará a los arcades japoneses

Vamos a jugar a las maquinitas (virtuales).

Aunque los visores PlayStation VR se han vendido bastante bien, la tecnología de realidad virtual aún tiene un largo camino que recorrer antes de convertirse en algo asimilado por el público general. Para acelerar el boom de la realidad virtual, Sony está planeando llevar su visor a centros de entretenimiento y arcades en Japón.

 

Se ha formado una nueva división dentro de la compañía nipona especializada en “entretenimiento basado en locación”. Esta sección se encargará de buscar socios y hacer alianzas con ellos. Entre esos potenciales socios están los arcade VR. Sin embargo, Sony actualmente no tiene planes de crear sus propios centros de entretenimiento.

 

Lo nuevo sale caro

Una de las dificultades que tiene este nuevo medio, además de su novedad, es su difícil accesibilidad. Para empezar, los visores en sí no son baratos. Además, se requiere de un poderoso hardware para poder jugar los juegos más demandantes. Justo estos puntos son la gran ventaja de la PlayStation VR contra su competencia –tecnológicamente hablando– más directa, el Oculus Rifts y el HTC Vives. El visto de Sony es más barato y 53 millones de personas ya tienen una PS4. Claro, Google también anda jugando con esta tecnología, aunque desde los dispositivos móviles. La apuesta de Google es tecnológicamente más modesta, pero su potencial de crecimiento es ene veces superior.

 

Si la industria “pesada” de la realidad virtual quiere pegar duro, su mayor esperanza podría estar en los arcade VR. Estos establecimientos ya están proliferando en China y otros lugares de Asia. Cuando eventualmente lleguen al resto del mundo, serán la forma más económica y sencilla de entrarle a la realidad virtual.

 

Solo –por favor– tengan cuidado hacia dónde arrojan esos dardos VR.

 

 

 

Vía Polygon

Arriba